Ichar no es otra cosa que una gran historia de amor.

Seguramente, quienes lo lean no comprenderán esto, pues para entenderlo, hay que haberlo escrito.

Tras tanto artificio, tras el ensordecedor ruido de las batallas y el miedo que los Ichar nos hacen transpirar, se esconde una historia de amor conmovedora.

Una historia dual, una historia de pasión, una historia de un hombre que debe decidir entre amar a una mujer, y amar a la Humanidad y su deber hacia ella.

Y que, cuando decide, comprende que quizás la elección que tomó no fue la mejor para él.

image003icharportadalibro.jpg

Ichar es una historia de pasión y grandeza. Es una historia de lucha contra la adversidad, de perseverancia ante la imposibilidad de la victoria, de pequeños hombres que doblegan grandes egos y poderes con su simple fe en hacer lo correcto.

Tal vez la edición no sea la mejor que se pudo sacar, hay veces en las que uno se arrepiente de tomar decisiones equivocadas en cuanto a trabajar con determinadas empresas, pero desde luego, os puedo asegurar que Ichar fue escrito con todo el cariño, el amor y la entrega que pude y supe reunir.