No.

Vale, lo explicaré.

Realmente no creo que exista una burbuja creativa del rol.

Sí que existen muchas editoriales que sacan novedades casi cada semana, amen de una ingente cantidad de material creado por aficionados que llega incluso a convertirse en juegos profesionales.

También tenemos acceso a cientos de juegos y miles de artículos de blogs y revistas de decenas de países.

En 2014 se han anunciado más nuevos juegos de los que recuerdo, y para 2015, si los dioses del mecenazgo lo permiten, la cosa no parece que vaya a bajar (al contrario, creo).

Ante esta situación algunos nos hemos planteado si existía una burbuja del rol.

Tras pensarlo y analizarlo detenidamente, aplicando mis incontables recursos intelectuales, vamos, diez minutos comiendo ganchitos, he llegado a la conclusión de que no.

Porque lo que creo que tenemos aquí no es una burbuja clásica, sino un cambio de paradigma que afecta a todos los ámbitos. No sólo al rol.

Lo que llamamos explosión rolera no es si no un ejemplo más de la increíble explosión de creatividad que está afectando a todas las industrias en todo el mundo.

¿Cuántas películas, series, libros, revistas, webs, blogs, comics, deportes, museos y demás ejemplos de ocio se crean cada día?

Los nuevos medios tecnológicos y el prosumismo han conseguido incrementar exponencialmente la creatividad humana.

Y el rol no es una excepción.

Lo que vemos, repito, no es una burbuja rolera, sino un ejemplo más de la revolución creativa de este siglo.

Así que tranquilos…y disfrutad.

Anuncios