Este pequeño artefacto, de aspecto similar a una pequeña daga, guarda en su interior una poderosa magia.

No otorga a quien la blande ninguna habilidad ni conjuro especial, ni incrementa el daño que causa, pero cualquiera que la haya utilizado en combate reconoce sus propiedades.

La verdadera magia de la Daga de Assasin reside en su capacidad mágica de eliminar cualquier señal externa de cada herida que produce.

Ya sea un corte en el cuello, o un apuñalamiendo en toda regla, ninguna evidencia externa de que ha sido usada permanece.

Esto la hace ideal para cualquier asesino que desee blandirla.

Imaginaos una fiesta en la que el anfitrión es apuñalado en el corazón mientras recibe un abrazo de uno de sus invitados. Al retirarse éste, la víctima, tras unos segundos de sorpresa, cae fulminada.

Nada delatará lo que ha ocurrido, excepto quizás un hematoma interno, ningún corte ni herida ni en la ropa ni en la piel del fallecido.

El arma perfecta para un asesino experimentado.

Anuncios